Movilizaciones deja secuelas en los ciudadanos

OCT, 14, 2019 |

Análisis. Patricio Córdova Cepeda, jurista Latacungueño.

Existe preocupación en la ciudadanía por la paralización nacional. Hay grupos movilizados, otros no movilizados que miran con asombro todo lo que sucede en la ciudad y el país.

Los efectos de esta medida de hecho son incalculables en términos  económicos, pero también las consecuencias de tipo social y de tipo psicológico, lo que a veces no se medita, el temor que se ha generalizado en estas manifestaciones es inédito.

Patricio Córdova Cepeda, jurista latacungueño, manifestó que se observa que la gente se ha encerrado en sus casas y tiene temor de salir a la calle a realizar una compra doméstica.

“La situación psicológica es bastante preocupante y no es fácil recuperar a futuro sobre todo en las familias de quienes han perdido a sus seres queridos, provenga de donde provenga, porque este tipo de hechos debe ser condenado”, dijo. 

Añadió que lo que se debe analizar es que si el estado de excepción y el toque de queda han ayudado a controlar los desmanes, de la violencia y a los infiltrados, que en su momento fueron denunciados por el movimiento indígena y las organizaciones sociales. Se debería analizar quienes son los que ingresaron a Parmalat, a Familia Sancela o a otros negocios, son los que se esconden en el tumulto. No habido la capacidad de los dirigentes ni del gobierno en descubrirles. 

El análisis de las medidas económicas es técnico y no es cuestión de eruditos, economistas o grupos asesores en economía o derecho, para entender, se siente que se están nuevamente dejando arrastrar por condicionamientos de los organismos internacionales en este caso del Fondo Monetario Internacional (FMI) que se deben cumplir para que haya posibilidad de mantener las relaciones económicas. 

La pregunta es porque no se utilizan mecanismos de diálogo previos a las decisiones, eso es importante y por lo que Córdova cree que el gobierno se apresuró y se refugió en el grupo de siempre, quienes manejan el poder económico y político, no en las organizaciones sociales, con lo que estarían desafiando a las organizaciones sociales, pero ellos tampoco consultan a toda la población por eso es que la mayoría se queda como espectadores, con temor, porque si convocaran a todos los artesanos, profesionales, amas de casa, empresarios, pequeña industria, a lo mejor todos deciden una paralización para que no haya riesgo de agresiones a nadie y entre todos controlar las cosas. 

“Con esta movilización se ha podido dar cuenta que el sector urbano este huérfano de representación ciudadana y que hay que ir construyendo una identidad mestiza, porque no todos saben el Himno a Latacunga, el Himno a la Cotopaxi, el Himno Nacional  tal vez sí, pero ni los símbolos patrios nos identifican no hay elementos de identidad cultural, los indígenas son un ejemplo porque ellos tienen identidad, saben plantear las cosas y tienen un nivel de organización formidable pese a que son una minoría poblacional y tienen espacios superlativos”. expresó.

Cree que de parte del Gobierno Nacional existe un apresuramiento en la toma de las medidas económicas y de cerrarse ante cualquier propuesta, lo que genera una falta de diálogo porque si los manifestantes y los dirigentes del Paro Nacional proponen que para dialogar se deroguen las medidas económicas y no lo hace, cuál va a ser la salida y cuánto tiempo más va demorar la medida de hecho. 

Si sigue pasando el tiempo existirá más desesperación, desabastecimiento de los productos de primera necesidad, como se va a percibir el sueldo de los empleados privados y del trabajado directo. En el caso de los empleados públicos al final del mes les pagarán pero si existe problemas de liquidez  no podrán cumplir. 

Considera que el Gobierno Nacional no debe tener una posición cerrada por lo que debe ablandarse y sensibilizarse. Sentarse a dialogar para lo cual debe haber una mediación donde no haya posiciones cerradas.

“En Cotopaxi, desde el primer minuto del paro las autoridades provinciales tenían que estar gestionando un criterio unánime para decirle al Gobierno Nacional que busque una solución y no esperar varios días para ciertos pronunciamientos aislados”, agregó.

Explicó que hay varios elementos nuevos que se han presentado en esta manifestación,  uno de ellos es gente extraña  al país, la crisis económica, la falta de empleo y de dinero hace que la gente aproveche el tumulto  y el desorden para cometer fechorías.  (MT)