Destituidos

AGO, 17, 2019 | - Por Freddy Rodríguez

Freddy Rodríguez García

El miércoles anterior, la Asamblea Nacional destituyó a cuatro vocales del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social (Cpccs), acusados de desacato, por pretender desconocer una resolución de la Corte Constitucional, que había ratificado que las decisiones adoptadas por el Cpccs transitorio son irreversibles, en armonía con el pronunciamiento mayoritario del pueblo, expresado en la consulta popular del año pasado. Aquí, y en cualquier parte del mundo, que la Función Legislativa destituya a cualquier funcionario implica que algo anduvo mal, que en algún momento la o las autoridades destituidas se desviaron del camino, incumplieron con su deber, o simplemente que las fuerzas políticas se confabularon para separarlas del cargo sin causa justificada, como también ha sucedido aquí y en otros lares. Me queda un sinsabor y sentimientos encontrados. Muchos hemos sostenido que, conceptualmente, el Cpccs es un adefesio jurídico, que solamente sirvió para satisfacer los protervos intereses del expresidente Correa, sus ansias infinitas de concentrar el poder y controlar a todas funciones del Estado, por lo que la solución idónea será eliminar ese mamotreto, por la vía que la propia Corte Constitucional ya ha determinado. Los vocales del Cpccs, electos con un porcentaje mínimo de respaldo, mostraron desde el inicio, con alguna excepción, que no estaban capacitados para ejercer tan altos cargos y, encabezados por un sacerdote con delirios de grandeza, empezaron a dar “palos de ciego”, a tomar decisiones y realizar declaraciones traídas de los cabellos. La muestra palpable de su ineptitud, fue la pobrísima defensa que los destituidos hicieron en la Asamblea, en donde una vocal ni siquiera pudo leer de corrido el escrito que había (o le habían) preparado, utilizando sin ningún fundamento argumentos sensibleros sobre una supuesta discriminación por ser mujer y afrodescendiente (Mae Montaño es quizá la mejor asambleísta, es mujer y afrodescendiente). Me queda un sinsabor, porque casi siempre transitamos al borde de la legalidad, como si nuestro destino trágico fuese la permanente zozobra y la carencia absoluta de seguridad jurídica.

COMENTA CON EL AUTOR

DIARIO LA HORA

Más Noticias De Opinión

El gran naturalista

| El mundo ha llamado al 2019 el año del “…polímata: geógrafo, astrónomo, humanista, naturalista y explorador…”: Alexander von Humbolt (Berlín 1769 – 1859); son 250 años de su nacimiento.

Pacto de Leticia

| Las exclamaciones constantes que hemos venido haciendo durante mucho tiempo, las voces de organizaciones defensoras del medio ambiente y el pedido de todos los seres el cuidar y proteger la naturaleza de parte del Estado, han tenido oídos de parte de los gobernantes, por lo menos, de los países Sud-Americanos, donde la mayor responsabilidad del cuidado del planeta corresponde a todos los Estados que han asumido el rol del existencialismo de la vida y todo lo que en ella conjuga.

Otro frente: el ciberespacio nacional

00:15 | | La información paraliza, es atemorizante,  por no decir que entorpece la vida económica, social e íntima de la ciudadanía en su conjunto y de cada ecuatoriano en particular.

De ciertas frases famosas

00:10 | | En su larga historia hacia el ser consciente, el hombre ha ido sacando conclusiones por experiencias que, en determinadas condiciones, pueden servirnos para saber cómo entender situaciones y comportarnos en ellas eficazmente.

Turbia involución

00:05 | | El mundo evoluciona, cambia, se transforma, pero el Ecuador no avanza, o camina con extrema lentitud hacia el futuro.